lunes, 15 de septiembre de 2008

Decadencia


Sé que en la torcida mente de mucha gente existen erradas concepciones sobre "las bailarinas". Si vos no sabés, repito y refrendo algo básico: la danza dignifica. Afortunadamente no es la generalidad. Win --un escritor que radica en Suiza y escribe para Centroamerica21, salvadoreño al 100% y quien aprecia mucho la danza-- me escribió para enviarme un artículo públicado en el Colatino en el sumplemento "Tres mil".
Los Culos de Montano, se llama esta pieza de letras.
Lo terminé de leer y pesé que culturalmente, vivimos en decadencia. No soporto el cliché de los poetas y sus poses de bohemios, solidarios con el mundo, mujeriegos, cheros, etc. Muchas veces de tras de eso hay cabezas huecas.
El autor del artículo narra una "pasada" del fallecido escritor Heriberto Montano. En realidad este artículo tiene dos partes, de manera que una no se corresponde con la otra. A lo mejor el autor quiere dejar constancia de su Comité de Solidaridad hacia Cuba a inicios de los años noventa y ocupa el espacio para hacer gala de esas cosas.
Luego, habla sobre Montano y dibuja la camadería poética de la que formó parte y con la que pretendían montar un espectáculo de poesía, congas y ta taaaan!.....unas bailarinas. Como bien me ha expresado Win, de la lectura del artículo se deduce que más bien querían hacer algo bajero. Y a los términos me remito:
Cuenta el autor del artículo que Montano se dirigió a la UES para hablar con el encargado de danza, que era su chero, con el fin de conseguir a las "bailarinas" y al llegar éste le dijo al maestro que quería ver si le prestaban un par de culos para el danzón. Las bailarinas de entonces, dijeron no. Y con justa razón.
Aunque la frase en cursiva fue dicha por Montano ahora es repetida con aire de buen recuerdo por Juarez, pero tal calificativo expresa todo lo que una bailarina de DANZA académica y cultural no es. En ningún lugar del mundo se buscan "culos" en grupos o escuelas de danza.
Montano ya no está y no le juzgo, lejos de eso, lamento que Juarez lo utilice de Payaso en su anécdota. Pero si es lamentable que se celebre o refrende este tipo de frases para hacer referencia a una bailarina.
Lo grave es que gente así --que se exprese así-- pueda aspirar a la formación de un posible gobierno de izquierda. ¡que decadencia!

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo con vos, la concepción de las bailarinas por esta gente que para más fregar son o se dicen artistas es deplorable.
En lo que si difieron es en que "la danza dignifica", o al menos no lo comparto como generalización.
Dignifica tanto como el trabajo de un obrero, de un ingeniero de un arguitecto y no solo por aquello de que el trabajo dignifica, sino porque cada uno carga con una historia y con una manera de ser y de eso dependerá que tu trabajo, o tus pasiones te dignifiquen o envilezcan.
Te lo digo porque he conocido bailarines y bailarinas tan mala gente,tan harpías, tan cobardes(no generalizo)que la danza no ha hecho la diferencia entre ellos y cualquier oficinista público inmerso en intrigas y chambres para conservar el puesto.
Y enfatizo, no estoy generalizando, son casos particulares que me sirven para decir que la danza dignifica tanto como sea de digna tu actitud frente a la vida. Ni más ni menos que eso.

Beavea

Win dijo...

DE BALLETISTAS Y ARTISTAS

Lo importante es la obra y no el artista.

Nunca se juzga a Dalí por sus extravangancias sino por su genio y su creatividad y los valores que transmiten sus cuadros.

Es cierto que en muchos artistas se exterioriza mucho el ego o la vanidad, pero eso también es común en un medio determinado y confrontado por el aplauso. De todas formas no se valora el ego o la extravagancia o el mal carácter o el buen humor del artista, sino que su obra sea trascendente.

Las personas como tal con sus fantasmas es un asunto del ámbito privado. Si una balletista es budista o le gustan las revista de mecánica popular o se ríe mucho en el restaurante es su ámbito privado.

En particular me gusta por ejemplo las presentaciones de la danza de Alicia Alonso, la sensibilidad que despierta ver Orfeo o Guiselle es indescriptible, y todo eso no tiene nada que ver con las nacionalidades ni sus gustos deportivos.

De igual forma nos puede conmover escuchar a Jimi Hendrix con sus arpeos salvajes cantando Foxy Lady... en fin, vemos al artista Hendrix, que era hippie es otro asunto.

Ser artistas tampoco es ser paradigma. Es una parte de la sensibilidad humana, nada más. En el acto de pintar o de bailar o de cualquier arte se desarrollo un proceso a veces misterioso, a través del cual uno lo que busca es expresarse, y esa expresión puede gustar o no puede gustar.... en fin: cuenta el punto de vista.

saludos.

Soy Salvadoreño dijo...

Hace un tiempo, en un blog que no se si has visto, se comento un poco sobre el uso de la palabra culo para referirse a la mujer.
En este enlace

Nancy dijo...

Es lamentable, hasta donde llega la ignorancia de algunas personas.

Siempre he admirado la capacidad de expresiòn corporal que llegan a tener algunas bailarinas, es un lenguaje precioso.

Ixquic* dijo...

Anónimo, respetable punto de vista. Interesante además, porque en la vida muchas cosas las podemos valorar así. Individual y no genrenal.

Una se topa con gente --no importa si es músico, bailarin, abogado-- cuyo comportamiento los envilece.

Afortunadamente yo no me he topado con gente harpía, o al menos nadie ha sido así en la danza conmigo. Se de muchas historias, pero yo no me meto con nadie, nadie puede meterse conmigo.

Me hace mucha gracia la comparación con eso del oficinista público...e imagino por donde anda eso de las intrigas y chambres para conservar el puestecillo.

Win, "Ser artistas tampoco es ser paradigma. Es una parte de la sensibilidad humana, nada más"

me gustó. Y gracias de nuevo por el enlace.

Soy Salvadoreño, no habíoa leído eso ¡gracias! y no había dado con ese blog. Me agradó mucho leer el enlace.

Nancy, pues ya ves...abunda la gente así de jurásica.

Saludos,

Lilith, la Eternamente Libre... dijo...

Hola esta muy padre tu blog, tambien practico danza arabe, respecto a lo de Culos que ofensivo es para la mujer, que siempre termina uno siendo un simple "culo" para los machos, misoginos, eso fue lo que mas me indigno del articulo, que las bailarinas en muchos lugares son solo vistas como "objetos sexuales" cuando la danza es todo un arte, un camino de vida.
Pero tambien es cierto una cosa, desgraciadamente tambien entre las bailarinas muchas veces hemos caido en ese juego machista, ya sea por necesidad o por una concepcion erronea de la danza, pues para muchas mujeres la danza arabe se torna un escaparate, un exibirse al varon, un "soy tan sexy" "soy tan linda", y luego terminan bailando en bares llenos briagos, con billetes en las fajillas.En vez de cambiar esa mentalidad, romper esos estereotipos que joden a la que tiene sobre peso, es anciana, es timida, o no tiene dinero para fajillas y trajes costosos, para la que no entra en el ideal de belleza y no tiene el vientre plano. LA DANZA ES PARA TODAS.

Claro que la danza dignifica, que es todo un camino, pero tambien es cierto que tambien existen rivalidades, arpías, envidias, discriminacion, intolerancia, he sido testigo y lo he vivido , no se que tan grande es el movimiento de la danza del vientre en tu pais, en Mexico es ya enorme, y estas tambien son realidades que se viven.

Creo que la danza del vienre al final se quedara con las verdaderas bailarinas, las que no solo estan por moda, por ser como "Shakira", creo que tu eres una de ellas, conozco esa pasion, es mas que un gusto, es un estilo de vida. un saludo.