Ir al contenido principal

10 años de felicidad

Ixbá : ¡Felicidades!
Esta es mi hija, a partir de este 3 de enero es una niña de 10 años.

-----------------------------

El 31 de diciembre una amiga llegó a mi casa a pasar el fin año. Sus hijas también, ellas son muy amigas de Ixbá. En casa tenía como 15 niños (as) ..de locura. Esta amistad se hizo acompañar de una prima que está en proceso de divorcio, y ella andaba con su hijo de dos años.


El papá de mi hija me llamó para hablar con la niña y lo invité a él, a su compañera, y a su bebé (hermano de mi hija) a que llegaran a pasarla también con nosotros. Llegaron y la pasamos bien, mi papá me hizo cara de "hija estas chiflada" y mi mamá se reía nerviosa. Pero a la larga que bien que la pasamos todos.


La prima de mi amiga se me acerca al oído y me dice:


--¿y tu te casaste y divorciaste? ¿te acompañaste y lo dejaste? ¿te dejo? ¿que pasó?


--yo sólo me embaracé


-- ! (ella)

-- bueno nunca convivimos, ni nos peleamos, ni nos dejamos. Cuando nos dimos cuenta ya no eramos novios y yo no quise volver por un bebé.


Me hizo gracia la cara de esta mujer con mi respuesta. No lo hago por molestar ¿porque siempre se asume que la vida de alguien es de tal forma? ¿soy yo la anormal? Le expliqué que esa es la razón por la que mi hija no nos reprocha ni exige nada, anda feliz con su bebé hermano y se lleva bien y respeta a la compañera de su papá. Y seguro respetará mi vida, como yo la de ella.

En Xibalbá conté ese episodio de mi existencia autodemonándome "Una madre perdida" pues mi hija nació en el Hopital Nacional de Maternidad, gracias a SUS impuestos (que conste que también pago impuestos). Yo no trabajaba y no quería que nadie (no mi progenitor) pagara mis gracias :), mis responsabilidades.
y ella llegó
me sorprendió y yo ni sabía como amamantarla!

Pasaría mil veces por los mismos caminos por ella.

Hace 10 años de ese feliz momento. Anoche platicabamos --el insomnio nos da por igual-- y me contaba cosas íntimas y chistosas.
Comparto algunos videos de ella bailando danza árabe con el grupo Zamira´s Belly Dance (ZBD), Los videos 1 y 2 los bailó en la clausura del curso. El tres es de otro evento, en el que las integrantes de ZBD bailan acompañadas con Maktub, un show a tabla viva genial!

1.

2.



3.



Comentarios

Goathemala ha dicho que…
Feliz cumpleaños y enhorabuena por esta década de felicidad. Vestidos sevillanos y abanico de aquí al lado, de Toledo.

--
Saludos.
Ixquic* ha dicho que…
si, mi mamà fue por allí y comprò vestidos y abanicos!

Saludos
EL ENMASCARADO ha dicho que…
feliz cumpleaños Ixquic, y felicidades a ti.

Que suerte dos regalos en menos de 10 dias.
Aldebarán ha dicho que…
La verdad es que los humanos tomamos el camino fácil, el de suponer que los mismo le pasa a TODO el mundo. Si bien tu historia es poco común, tampoco es tan extraña como para provocar asombro.

Un saludo a Madree hija, que ambas tomaron sus títulos el mismo día.

Entradas populares de este blog

¿Dejar de bailar?

¿Has pensado –por algún arranque, por saturación de actividades o falta de tiempo, por hastío o demotivación personal —dejar de bailar? ¡No lo hagas!, al cabo de un tiempo la extrañarás y te arrepentirás. Mi madre me llevó a un salón de danza a los 4 años y la asumí sin cuestionar, pero tomé la decisión de dejarla a los 13 o 14 años; aunque fue más un acto de convencimiento pleno y rebelde, lo lamenté muchísimo y me devolví. Desde ese acto consiente de amor por el movimiento no me han importado las circunstancias, es una actividad tan vital como respirar. He conocido a personas que se inscriben a las clases y manifiestan que la danza las llena o la ven como una gran pasión, publican todos los pensamientos virales sobre la danza en sus muros… y de pronto se retiran, especialmente, cuando no ven en ella una forma de dedicar su vida (vivir de y no vivir para). Esta es una decisión personal y respetable pues cada quien sabe lo mejor para sí. Pero también se, que cuando una ama la danza, nun…

Bellydance: entre lo puro y la creatividad

La Danza es considerada patrimonio “inmaterial” cultural de la humanidad, por la UNESCO, así las danzas originarias y folclóricas se van rescatando. En las danzas árabes (nótese el plural, pues en el mundo árabe actual hay al menos 22 países y nada es parejo) también existe una gran variedad de danzas folclóricas (muy distintas de las expresiones populares), que fueron estudiadas y adaptadas (nótese lo de adaptadas) para el “gran escenario” por Mahmoud Reda, con el apoyo del presidente panarabista Nasser. No obstante, como toda expresión humana es evolutiva. El bellydance, tal como lo ejecutamos hoy no es una danza folclórica, es una adaptación de ellas llevadas al espectáculo. Su desarrollo (en la contemporaneidad) se dio en Egipto, al final de la etapa colonial y pos colonial, pues esa danza era el atractivo para los foráneos europeos de esos países. Por esta razón, sufrió muchas influencias y transformaciones, mismas que no han parado hasta estos días. Aunque hay muchas característi…

El proceso de (re) conocerse en un espejo

Hasta hace 11 años más o menos—para mi— la indumentaria para bailar eran los leotardos, pues es con lo que se hace danza contemporánea o ballet. Cuando decidí tomar clases de bellydance para a convivir con mi hija, fue un choque cambiarlos por tops o camisas cortas que dejaran al descubierto el abdomen. De hecho, los primeros 6 meses usé leotardos, pues no había forma de que YO me los quitara, así como los calentadores en mis tobillos. Era un lunar en esa clase. No sé cuándo ni cómo fue, pero un día ya no usé más mis leotardos y enterizos. Aprendí a ver mi cuerpo desde otra perspectiva y gracias a los movimientos de cadera y las ondulaciones recapacité que no tendría otro chiste que mostrar el abdomen, aun cuando por detalle, había estrías producto de la concepción y nacimiento del amor de mi vida.  Entonces, pensé: me pela, no hay como bailar con el vientre al descubierto, me encantaba verme en el espejo (más que un acto narcisista creo que fue un momento de auto aceptación) y más aún …