martes, 30 de diciembre de 2008

Por ella


Mandé a pintar el carro, por ella.

A mí me daba igual, ya estaba feyo y asi me sentía cómoda. Pero a ella ya le daba pena. Cuando la llevaba al colegio me decía "aquí dejame" ..una cuadra antes. Intuyo que le daba pena. Me lo confesó después. Ahorraba para cambiar de carro..pero con los tiempos que vienen, mejor prevenir. Asi que pintada!

(Ahora la que le da pena es la mamá, pero que se aguante. Yo soy como soy)

No hay comentarios: